Escola de Cultura de Pau
  Escola de Cultura de Pau
CatalanEspañol (spanish formal Internacional)English (United Kingdom)





dins del web
Abans de Cuba, Chávez es va reunir 8 hores amb Timochenko': Vicenç Fisas. Imprimeix Correu electrònic

Vicenç Fisas, Director de l'Escola de Cultura de Pau, Universitat Autònoma de Barcelona.
eltiempo.com

El experto cree que Noruega debería tener un papel más importante.

Vicenç Fisas, director de la Escuela de Cultura y Paz de Barcelona, institución que confidencialmente asesoró a las Farc y al Gobierno en los acercamientos para el proceso de paz, le reveló a EL TIEMPO que, antes de la primera cita en La Habana para la fase exploratoria, el jefe guerrillero 'Timochenko' se reunió 8 horas con el presidente Hugo Chávez en Venezuela. A esto, precisamente, atribuye Fisas la "moderación" de la organización armada, tangible en la agenda "realista" que acordó con el Gobierno y que comenzará a discutirse en Oslo (Noruega), el 8 de octubre.

Este experto dice que a Noruega debieron haberle dado un papel de facilitador por la experiencia que tiene en este oficio, en vez hacerla "testigo mudo". Será garante al lado de Cuba. Fisas considera un error esta decisión que, dice, fue del Gobierno y de las Farc.

¿Como debería entenderse el rechazo de las Farc al Marco para la Paz en el comunicado conjunto con el Eln?
Es muy simple: las Farc no van a dejar las armas para ir a pagar prisión.

Pero el Marco para la Paz ni siquiera está reglamentado, ¿podría verse el comunicado como una advertencia?
Es una advertencia de que los del Secretariado y los comandantes de frentes no están dispuestos a ir a la cárcel. Y esto de pagar cárcel, lo digo claramente, no ha sucedido en ningún lugar del mundo.

En Colombia, los jefes 'paras' fueron a la cárcel...
Es el único proceso de paz donde los jefes de los grupos armados han ido a prisión.

¿No fue desafiante el comunicado de las Farc, si se supone que el tema fue al menos abordado en la fase exploratoria de los diálogos?
Me consta que fue un punto de tensión en esa fase, y eso me lleva a pensar que en la negociación las Farc van a pedir una amnistía o la fórmula que sea jurídicamente aplicable para que los responsables del grupo no vayan a prisión.

Según el derecho internacional, no puede haber amnistías e indultos para criminales de guerra y autores de delitos atroces. ¿Cómo han llamado en otros países la suspensión de las penas?
Amnistías. Se debe pagar un precio por la paz.

¿Qué les diría a quienes se oponen al perdón y al olvido, como el expresidente Uribe?
Que en todos los procesos del mundo, cuando se ha firmado la paz, se ha llegado a la conclusión de que debe haber perdón y olvido.

Los exparamilitares están pidiendo un trato parecido...
Si dentro de un año hay un acuerdo con las Farc y hay perdón, sería natural una revisión de las penas a los 'paras'.

Sobre el momento para un cese del fuego y de hostilidades, el Gobierno ha dicho que será al final del acuerdo de paz, y las Farc lo quieren más pronto. ¿Qué dice la experiencia internacional?
Que los procesos funcionan mejor si el cese del fuego y de hostilidades se hace al comienzo. Soy partidario de que, mientras hablan del tema agrario, puedan pactar el cese del fuego.

Se supone que eso desmoralizaría a las Fuerzas Armadas. Incluso el presidente Santos, al anunciar el proceso de paz, dijo que la ofensiva militar no solo se mantendría sino que arreciaría...
La desmoralización de la tropa no tiene por qué ocurrir. Nos vamos a ahorrar muchas vidas, y eso es lo importante. Es un error dejar el cese del fuego para el final; con él se construye confianza y se conduce más fácil la negociación.

¿Cómo ve la agenda pactada?
Es muy realista. Habla bien de las Farc, de que se han vuelto más contemporáneas, y eso me hace pensar en que es posible lograr un acuerdo en pocos meses.

Las negociaciones comienzan la próxima semana en Noruega. ¿Qué tan importante es ese país en todo esto?
Yo le habría apostado a que Noruega, además de garante, fuera facilitador. Los procesos que tienen facilitadores funcionan mejor, y Noruega lo ha sido en muchas partes. En unas con éxito y en otras no, pero tiene mucha experiencia. Noruega no es facilitador por decisión de las partes, acordaron que fuera solo un testigo mudo. Creo que fue un error. Un facilitador ayuda mucho en los momentos de crisis.

¿Y qué cree que piensa Oslo?
Que podría jugar un papel más activo. Por eso la instalación de los diálogos es allá. ¿Y el papel de Venezuela?

Antes de la reunión en Cuba, Chávez tuvo ocho horas de conversación con 'Timochenko' en Venezuela, lo que habría influido para que las Farc se moderaran. Venezuela ha jugado un papel clave.

¿No sería que le quitaron protagonismo a Noruega para que lo tuviera Chávez?
No fue así. Estoy seguro.

¿Cómo ve los equipos negociadores?
Son equipos duros, pero eso es bueno. Es bueno que en el del Gobierno estén la empresa, los militares, personas que no son fáciles. Una mala negociación es la que se hace entre amiguetes, y una buena se hace entre interlocutores que al comienzo tienen mucha distancia.

¿Y los dogmáticos de las Farc?
Cuando los dogmáticos están en una mesa, aprenden a ceder. Esa es una lección de muchos procesos de paz.

'Los medios deben tener paciencia'
"Terrible tener que hacer comunicados diarios"


Por la experiencia que ha visto de otros lugares del mundo y de la propia Colombia, Vicenç Fisas dice que el Gobierno y las Farc no pueden estar dando explicaciones constantes a los medios sobre la negociación. "Sería terrible que tuvieran que hacer un comunicado diario, como en el Caguán o en Cuba, con el Eln, entre el 2005 y 2007. A los medios hay que pedirles paciencia".

 
XXI Trobada de Barcelona: Taula rodona sobre "balanç d'un segle de conflictes armats i processos de pau"
9 de maig, 17 hores
Auditori de la Facultat de Comunicació (Universitat Ramón Llull),
Valldonzella 12, Barcelona

Intervenció de Vicenç Fisas, director de l'Escola de Cultura de Pau